07 agosto 2006

Que grande eres Pedro

Todos tenemos algún modelo al que nos despierta un especial cariño, a mi me pasa esto con un modelo que tengo en mi vitrina de coches a escala 1:43, se trata de un Arrows A20 de la marca Minichamps, con este coche debuto en la F1 Pedro Martínez de la Rosa, recuerdo como me logre colar en un evento privado que organizaba una emisora de radio en un conocido bar de copas de Barcelona decorado con múltiples objetos de culto de conocidos deportistas, cuando me disponía a entrar la azafata que estaba en la puerta me pidió la invitación, yo le conteste que pensaba que era un acto abierto al publico, pero ella me respondió que se necesitaba estar invitado, solo se me ocurrió decirle que había hecho muchos kilómetros pensado podría entrar sin ningún problema (mentira), ella me dijo “espera un minuto que lo consulte” a los pocos minutos, un organizador me hacia gestos desde dentro indicándome que podía entrar, menos mal pese.
Estaba a punto de comenzar la temporada de F1 en aquel año 1998, se rumoreaba que tanto Marc Gené, como Pedro de la Rosa debutarían en la máxima categoría del automovilismo, ellos des estaban entre los invitados, me acerque a Pedro y estuve un rato charlando con el, la verdad es que me pareció un tipo fantástico, le pedí que me firmara una peana para algún día poner sobre ella el modelo a 1:43 del monoplaza de F1 que pilotaría en su primera temporada. Pasados los años sentía cierta pena, ya que por circunstancias diversas pienso que Pedro no ha tenido demasiada suerte ni ha podido demostrar lo buen piloto que es, pero este pasado fin de semana en el Gran premio de Hungría se ha hecho justicia, logrando un merecido segundo puesto, algo que lo coloca en un lugar destacado en la historia del automovilismo español, espero que sigan los éxitos, me alegro mucho por Pedro, y también por el valor simbólico de mi modelo de Minichamps.

Etiquetas:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal